Published On: Mié, Jul 27th, 2016

Mercurio: Silenciosa toxicidad

Share This
Tags

mercurio

Según la Organización Mundial de la Salud, el mercurio es uno de los 10 productos más tóxicos y nocivos para la salud pública.

Los daños que provoca el mercurio en nuestro organismo afectan al sistema nervioso e inmunitario, el aparato digestivo, la piel, los pulmones, riñones y ojos.

Presente de forma natural en el aire, el agua y los suelos, el mercurio es un elemento altamente tóxico para los seres vivos, pudiendo provocar graves problemas de salud, e incluso, ser un peligro para el desarrollo intrauterino del feto humano en las primeras etapas de vida.

Dentro de los graves problemas que provoca el mercurio en nuestro organismo, destaca el daño al sistema nervioso e inmunitario, el aparato digestivo, la piel, los pulmones, riñones y ojos.

El mercurio puede estar presente en diversas formas: elemental o metálico –pudiendo ser inhalado por trabajadores al ser desprendido en procesos industriales-,  inorgánico- presentándose en forma de sales- u orgánico, como el metilmercurio, que penetra en el cuerpo humano por vía alimentaria. Este último es uno de los más preocupantes, puesto que una de las principales vías de exposición al mercurio es el consumo de pescado y marisco contaminado, ya que, incluso el hecho de cocinar estos alimentos no elimina el mercurio presente en ellos.

Para la Presidenta de la Academia Internacional de Medicina Oral y Toxicología en Chile, Dra. Claudia Marín, el solo hecho de estar expuestos al mercurio presente en ciertas tapaduras dentales puede afectarnos considerablemente.

“Muchas personas creen que la dentadura y la boca son un tema aparte del bienestar físico y su salud, pero están muy equivocados, puesto que todo lo que se introduce en la boca afecta directa o indirectamente a nuestro cuerpo, – enfatiza la Dra. Marín -, incluso las pequeñas amalgamas de los dientes, pueden estar silenciosamente intoxicándonos”. Por tal motivo, la precursora de la odontología biológica en nuestro país, posee la primera y única clínica dental en Chile certificada para la remoción de amalgamas dentales sin riesgo, libre de mercurio.

Según señala la experta, no existe un nivel de mercurio inocuo para el organismo, “cada partícula de esta sustancia es tóxica y tiene la habilidad de permanecer en nuestro organismo durante décadas, sin ser detectado y alterando nuestro bienestar general”, informa la Dra. Marín.

Debido a estos antecedentes y a diversos estudios científicos a nivel global, la Organización Mundial de la Salud ha declarado al mercurio como uno de los diez productos o grupos de productos químicos que plantean especiales problemas de salud pública, vislumbrándose a futuro su completa erradicación.

 

About the Author

- Para mayor información sobre este articulo recomendamos contactarse con Claudio Ojeda S. - Fono 987762086 - semanariolocal@gmail.com - Código Postal 5290231 - Edificio S - Depto 103 - Osorno - Chile /// Semanario Local es un Medio de Comunicación Social reconocido por el Estado de Chile y sujeto a las normas y Ley de Prensa 19.733. Esta información cuenta con respaldo legal y no puede ser modificada ni alterada en ninguna de sus formas. El material publicado está exento de Derechos de Autor y es de Libre Uso.

Mercurio: Silenciosa toxicidad