Published On: Dom, Sep 14th, 2014

Una Agencia inteligente para un Estado inteligente

Share This
Tags

seguridad

El ministro del Interior, Rodrigo Peñailillo, ratificó que el proyecto de ley que modificará la Agencia de Inteligencia podrá incorporar agentes encubiertos.

La información fue entregada por el jefe de gabinete en el marco de la firma del Plan Nacional de Seguridad Pública y Prevención en la comuna de Maipú de la capital.

El también militante del PPD dijo que “vamos a enviar un proyecto de ley que va a fortalecer la Agencia Nacional de Inteligencia. En la práctica va a ser una nueva agencia, con dos objetivos: fortalecer su capacidad de recursos humanos y financieros, y es muy importante que la ANI tenga atribuciones esenciales operativas y el tema de los agentes encubiertos va a estar en el proyecto de ley”.

Actualmente la Agencia Nacional de inteligencia cuenta con una planta operativa de 134 funcionarios activos en nuestro país. Y su función ha sido exclusivamente la consolidación de la información obtenida de fuentes abiertas y la información enviada por las distintas ramas de las Fuerzas Armadas, de Orden y Seguridad.

En lo concreto desde el año 2004 hemos tenidos a funcionarios del estado revisando los diarios, las radios y la televisión para informar al Gobierno de lo que sucede en Chile. Es lo que se denomina «fuentes abiertas». La cooperación de las instituciones armadas no ha sido de las más efectivas. Sobrepasados por sus propios procedimientos las agencias castrenses y policiales han debido trabajar en el día a día de las materias que son propias de su institución. Carabineros ha sido sobrepasado en la Araucanía sin jamás poder antelar un hecho policial o delictivo. Tampoco ha actuado con demasiada eficiencia en la detención de delincuentes encapuchados en las protestas. En definitiva no existe un trabajo de inteligencia policial efectivo.

El ataque terrorista ocurrido en el subcentro del metro Escuela Militar en Santiago dejo en evidencia nuestras mas patética indefensión frente a grupos delictuales y terroristas organizados. Como consecuencia de este repudiable acto el espectro político completo acudió al llamado que hiciera la Presidenta Michelle Bachelet para analizar el hecho. Existe conciencia absoluta de la necesidad de generar un proyecto que perfeccione y reestructure la agencia de Inteligencia Nacional. pero estamos actuando con la premura de lo mediatico y en forma reaccionaria y urgente. Y sin que se envié el proyecto al Congreso ya enfrentamos nuestras primeras desinteligencia. ¿seguirá dependiendo la ANI del Presidente de la República de turno?. ¿quien elegirá a los directores de esta agencia?¿ Una comisión política del Senado? ¿ una mesa técnica de las fuerzas armadas subordinadas al poder político?. Un director de una agencia de inteligencia que opere en el territorio nacional no puede despertar la más mínima duda de que su trabajo pudiese orientarse a un determinado segmento político o que pueda inclinarse a favor de distintos grupos de poder. La información es poder y se necesita que ese poder sea controlado eficientemente. Por lo tanto lo más sano y transparente para el país y una garantía de independencia política total es que esta agencia dependa exclusivamente de la Ilustrísima Corte Suprema de Justicia. Y que sea esta instancia la que determine sus directores de entre sus propios miembros sin ningún tipo de intervención política. Mal que mal han sido ellos quienes han velado por la conducta judicial del país y mantienen una independencia absoluta de las decisiones políticas del Estado de Chile. Puesto que lo que aquí se requiere es una agencia inteligente para un Estado inteligente capaz de antelar incluso los futuros conflictos o suspicacias políticos que esta Agencia podría despertar restituyendo el viejo slogan de «estado represor» que tanto teme la clase política de nuestro país.

About the Author

- Para mayor información sobre este articulo recomendamos contactarse con Claudio Ojeda S. - Fono 987762086 - semanariolocal@gmail.com - Código Postal 5290231 - Edificio S - Depto 103 - Osorno - Chile /// Semanario Local es un Medio de Comunicación Social reconocido por el Estado de Chile y sujeto a las normas y Ley de Prensa 19.733. Esta información cuenta con respaldo legal y no puede ser modificada ni alterada en ninguna de sus formas. El material publicado está exento de Derechos de Autor y es de Libre Uso.

Una Agencia inteligente para un Estado inteligente